Las 10 intoxicaciones más comunes en mascotas




Publicado por admin | En la categoria 10 Puntos
  • Comparte este Articulo 

Cada año, la ASPCA (Animal Poison Control Center) recibe decenas de miles de llamadas telefónicas de intoxicaciones  de animales a sustancias potencialmente tóxicas. En 2008, el Centro gestionó más de 100.000 llamadas relacionadas con una variedad inagotable de temas. A continuación se muestra una recopilación de los tipos de llamadas más comunes al Centro de ayuda por orden de frecuencia:

  1. Medicamentos humanos: En 2008, más de 46.000 llamadas fueron por ingesta por parte de mascotas de medicamentos humanos, tales como analgésicos, drogas para el resfrío,  antidepresivos y  suplementos dietéticos. “La ingestión de ciertos medicamentos puede ser muy perjudiciales o incluso mortal para las mascotas”, advierte el Dr. Steven Hansen, Senior Vice-Presidente de la ASPCA  (Animal Poison Control Center). “Los tutores no deben administrar ningún medicamento sin la prescripción de un Médico Veterinario, ya que incluso el paracetamol puede ser mortal para un gato, y sólo 4 comprimidos de ibuprofeno  puede ocasionar graves  problemas de riñón en un perro de 5 kg. ” Los medicamentos siempre deben guardarse en un armario cerrado y fuera del alcance de animales domésticos.
  2. Insecticidas: más de 21.000 casos relacionados con productos utilizados para matar  pulgas, garrapatas y otros insectos se manifestaron el año pasado. “Si bien hay productos para eliminar pulgas, garrapatas y otros insectos molestos que son seguros en su uso en  hogares con animales de compañía, un factor clave para su uso adecuado  sin riesgos es leer y seguir exactamente las instrucciones del prospecto adjunto con el insecticida” aconseja el Dr. Hansen. “Algunas especies de animales pueden ser particularmente sensibles a ciertos tipos de insecticidas, lo que es vital que nunca se use ningún producto que no esté específicamente formulado para  mascotas.” También es una buena idea consultar con su veterinario  antes de comenzar cualquier programa de control de pulgas y garrapatas.
  3. Rodenticidas: más de 6.900 llamadas fueron relacionadas con  venenos para roedores. Dependiendo del tipo de raticida y cantidad ingerida puede provocar graves problemas, como hemorragias, convulsiones, o incluso daños en los riñones y otros órganos vitales. “Si los tutores  optan por usar un rodenticida en torno a su casa, debe asegurarse de que el cebo se coloca sólo en áreas  y continentes completamente inaccesibles a los animales”, dice el Dr. Hansen.
  4. Medicamentos veterinarios: Cerca de 6.200 casos reportados relacionados con la ingestión de medicamentos para animales como  antiinflamatorios no esteroideos, preventivos del parásito del corazón, medicamentos antiparasitarios, antibióticos, vacunas y suplementos nutricionales.
    Leer siempre las instrucciones de uso  “Aunque estos productos están formulados para el uso en animales de compañía, es muy importante que siempre se lea y cumpla exactamente las instrucciones de dosificación” aconseja el Dr. Hansen. “Como los insecticidas para pulgas y garrapatas, muchos medicamentos están destinados solamente ciertas especies , y los problemas potencialmente graves podría resultar si se le administra a los animales una dosis inadecuada o muy alta.
  5. Productos de limpieza para el hogar: aproximadamente 5.200 llamadas fueron relacionadas con agentes de limpieza como lavandina, detergentes y desinfectantes . “Los limpiadores  pueden ser muy eficaces en la desinfección de superficies en el hogar cuando se usa apropiadamente,” dice el Dr. Hansen, “pero la irritación gastrointestinal o quemaduras graves por vía oral, podría resultar de la exposición intensa a algunos productos de limpieza.” Además, la irritación de las vías respiratorias puede ser posible si el producto es inhalado. “Todos los productos de limpieza y otros productos químicos deben ser almacenados en un lugar seguro y fuera del alcance de las mascotas”, recomienda el Dr. Hansen. Al limpiar los recipientes para la comida y el agua, la cucha o  hábitat de otra índole debe utilizarse un jabón o detergente suave.
  6. Herbicidas: Alrededor de 4.600 llamadas están relacionadas con diversos tipos de herbicidas. La mayoría de los herbicidas se considera relativamente seguros cuando se usan apropiadamente. Sin embargo, deben ser respetadas las directivas de mantner a los animales fuera de su alcance hasta que la zona de tratamiento esté  a fin de evitar  problemas tales como daños a la vegetación que no es maleza, pueden producir  irritación leve de piel o gastroenteritis de diversa gravedad si se lo ingiere.
  7. Plantas: Más de 4.400 llamados están relacionados con  plantas tóxicas para los animales, variedades tales como  lirios, azaleas, jazmín amarillo, rubarbo rododendros, ligustro, sagú,  entre las más comunes pro existen muchas más variedades toxicas. “Hay muchas especies diferentes de plantas que podrían ser perjudiciales para las mascotas si se consumen en cantidades suficientes”, advierte el Dr. Hansen. “Por ejemplo, sólo una o dos nueces de palma sagú puede causar vómitos, diarrea, depresión, convulsiones, e incluso insuficiencia hepática, mientras que los lirios son altamente tóxicos para los gatos e incluso en pequeñas cantidades puede poner en peligro la vida por una insuficiencia renal”. Mientras que las plantas venenosas ciertamente deben mantenerse lejos de las mascotas, también es una buena idea disuadir a los animales de no morder en cualquier variedad, ya que incluso las plantas no tóxicas pueden  producir gastroenteritis leve si son ingeridas.
  8. Chocolate: Más de 2.600 llamadas fueron recibidos por el Centro el año pasado por ingestión de chocolate. Si se ingiere en cantidades significativas, el chocolate podría causar vómitos, diarrea, jadeo, sed y micción excesiva, hiperactividad y en casos graves, alteraciones del ritmo cardiaco, temblores, convulsiones, e incluso podrían ser mortales. “Típicamente, a más oscuro el chocolate, mayor será la posibilidad de intoxicación”, dice el Dr. Hansen.
  9. Productos de mantenimiento del hogar: aproximadamente 1.800 llamados están relacionados con  pintura, disolventes, ácidos y otros peligros fueron reportados. Si bien la mayoría de las pinturas basadas en agua son bajos en tóxicos potenciales, pueden producir malestares digestivos, y las pinturas para artistas pueden contener metales pesados que podrían ser tóxicas si se consumen en grandes cantidades. Los disolventes pueden ser muy irritante para el tracto gastrointestinal, los ojos y la piel, y también podría producir depresión del sistema nervioso cntral si se ingiere, o neumonía si se inhala. “La prevención es realmente clave para evitar los problemas de  exposiciones accidentales”, dice el Dr. Hansen. “Los tutores de mascotas deben mantener los animales fuera de las zonas donde se guardan todas estas sustancias y, por supuesto se deben seguir al pie de la letra las instrucciones de la etiqueta del producto.
  10. Abonos y fertilizantes: Más de 1.700 llamadas están relacionadas con fertilizantes para plantas. En general, la mayoría de los fertilizantes son bastante bajos en toxicidad. Sin embargo, el consumo de cantidades significativas puede provocar vómitos, diarrea y malestar abdominal. Además, algunas formulaciones de fertilizantes también pueden contener  insecticidas, lo que podría ocasionar problemas adicionales si se ingieren.

  • Comparte este Articulo